Abiñón, Aviñón

Versión de impresión

Este noble y antiguo linaje tuvo diferentes casas solares en Aragón y Cataluña.

Ramón de Aviñón fue electo Abad de Montearagón, en Huesca, en 1320, y su designación confirmada por Juan XXII. Ocupó también una dignidad en la Catedral de Tarragona, y en 1324 fue preconizado como Obispo de Lérida. Nombrado Cardenal falleció en Aviñón el 12 de agosto de 1327, siendo enterrado en el convento de Santo Domingo de dicha ciudad.

Guillén de Aviñón fue Comendador de la Orden de Montesa desde 1384 hasta 1394, y Fray Pedro de Aviñon lo fue de Cuéllar de la misma Orden en 1360.

Bartolomé de Abiñón obtuvo repartimiento en la ciudad de Guadix (Granada) por ser vecino y poblador de ella, en 1489.

En Aragón tuvo casas solares en el lugar de Arén (Huesca), siendo vecino de ella Jaime Abiñón, y en la ciudad de Tarazona (Zaragoza), siendo vecino de ella Bertholomeu de Aviñón, Notario, documentados en la Folgueración de 1495.

Faustina Aviñón y Zapata, bautizado el 15 de julio de 1720, hizo expediente de limpieza de sangre para ingresar en el Monasterio de Sigena (Huesca), en 1738. Era hija de Francisco Aviñón y Mata y de Antonia Zapata y Guerrero y nieta paterna de José Aviñón y de Gabriela Mata.

Probaron su limpieza de sangre para ejercer cargos ante el Santo Oficio de la Inquisición: Juan Aviñón Alberá Bruna y Siscar, natural de Xàtiva (Valencia), para Familiar, en Valencia, en 1590, y su mujer Margarita Aliaga y Rebert, de la misma naturaleza; Pablo Aviñón Flors Navarrés y Castelló, natural de Castellón y vecino de Burriana (Castellón), para Familiar, en Valencia, en 1595, y su mujer Ursola Zapata y Pug de Pasques, natural de Murviedo; Juan Aviñon Zapata y Flors y Pug de Pasques, natural de Burriana, para Familiar, en Valencia, en 1617, y su mujer Elena Molner y Martín, natural de Castellón, e Isabel Abiñón Puy, natural de Barbastro (Huesca), esposa de Pedro Ruesta Ganle, natural de Barbastro, para Familiar, en Zaragoza, en 1628.


Armas


Los Aviñón, de Cataluña, según Juan Baños de Velasco, traen: En campo de plata, un león rampante, de gules, armado de sable.


Otros, según Juan José Vilar y Psayla, traen: Escudo partido: 1º, de sinople, un castillo, de plata, mazonado de azur, y 2º, de azur, cuatro fajas, de oro.


Otros de Cataluña, según Juan del Corral, traen: En campo de plata, un león rampante, de gules; bordura almenada, de gules, de ocho piezas.


Fausta Aviñón Zapata, usaba: En campo de oro, un águila, de sable; jefe de azur, con un lucero, de plata.


Los originarios de Francia y radicados en Madrid, según Vicente de Cadenas, traen: En campo de plata, dos llaves, de azur, puestas en aspa.


Los Avignon, de Provenza, según J.-B. Rietstap, traen: De azur, tres águilas, de oro.


Los Avignon, de Francia, según J.-B. Rietstap, traen: De sable, una cruz, de plata, acompañada de un trébol, de lo mismo.


Los Avignon, de Bretaña, según J.-B. Rietstap, traen: De gules, un sotuer, de plata, acompañado de un bezante, en jefe, y de tres veneras, dos en los flancos y una en punta, todo de plata.